El Club 30-60-90 albergó la puesta en escena “Sin norte”

Sin norte (1)
[ad id=”15278″]
La compañía Teatro sin espacio presentó la obra  Sin norte
 
Sin norte: entre la nostalgia, el arrabal y los balazos
 
La compañía Teatro sin espacio presentó esta obra en el Club 30-60-90, como parte del Festival Cultural Otoño Mazatlán 2018
 
12 de Noviembre del 2018.-  El Club 30-60-90 albergó la puesta en escena “Sin norte”, presentada por la compañía Teatro sin espacio, la noche del sábado, como parte de la primera edición del Festival Cultural Otoño Mazatlán 2018.
 
La obra, escrita por Roberto Solián, retrata la historia del extinto grupo de música norteña Los Relámpagos del Norte, y los altibajos de sus integrantes, Cornelio Reyna y Ramón Ayala.
 
En entrevista, el dramaturgo comentó que llevar “Sin norte” a la cantina es ir liberando a este lugar del estigma de que solo es un sitio para hombres, y buscar ahí un nuevo público para el arte.
 
“Nosotros, desde el teatro, estamos tratando de explorar en esa parte. Empezamos con las cantinas en la idea de irnos al teatro luego. Un poco como el Flautista de Hammelin, ir jalando a la gente en el sentido del arte, de la paz y de la armonía”.
 
Comentó que ya presentaron la puesta en escena en El Mesón, un bar de Culiacán, y ya conocen el riesgo de actuar en una cantina, sobre todo porque algunos de los parroquianos se molestan porque sienten que han invadido su espacio.
Sin norte (1)
 
“(En El Mesón) Sí estaban molestos, pero una molestia de niños, un berrinche (…) Estaban enojadísimos, así emberrinchados, y ese día había un señor emberrinchado que nos gritaba, ‘Hey jotos, putos’ “.
 
Mencionó que con el tema del norte está buscando impulsar la música texmex, y la nostalgia que esta provoca, pero sobre todo la amistad, un sentimiento que él valora.
 
“Es una nostalgia. Yo escribí una obra que se llama ‘Rapsodia para un pescado zarandeado’, y ahí hablo de dos amigas, dos grandes amigas, y ahí empiezan ya las nostalgias; yo ya me empiezo a hacer viejo, yo tengo 54 años, entonces ya viene la nostalgia”. 
 
Agregó que “Sin norte” tiene mucha relación con Javier Valdez, el periodista sinaloense asesinado en mayo de 2017 en Culiacán, y con otros amigos suyos a los que menciona dentro de la obra, como Élmer Mendoza.
 
“Yo creo que lo más hermoso de la vida es la amistad, y eso es lo que intenta la obra, nostalgizar con la amistad, con el amor de los amigos”, dijo.
 
La historia
“Sin norte” se desarrolla en la cantina de una ciudad violenta, donde los asesinatos son cosa de todos los días. Dentro se encuentran tres hombres, “Jesús”, quien será representante de Los Relámpagos del Norte, y “Cornelio” y “Ramón”, integrantes del grupo.
 
Mientras la puesta en escena avanza, el público disfruta de los diálogos muy sinaloenses entre los tres personajes, cobijados por las notas musicales de temas como “Pistoleros famosos”, “Te vas ángel mío”, “El disgusto”, “Idos de la mente”, “Me caí de la nube” y “La lámpara”, entre otros.
 
La amistad es un sentimiento que no tiene fecha caducidad, sin embargo, cuando el dinero, la fama y las mujeres se interponen, esta puede acabar para siempre, como en el caso de estos dos grandes de la música norteña.
 
“Cornelio”, interpretado por Claudio Trejo, es un hombre altivo que busca la fama; “Ramón”, a quien da vida Antonio Garcés, es un tipo bonachón. El primero dice que él es el “efectivo”, el segundo asegura que cuando él toca el acordeón sus pies se despegan de suelo, pero el tercero, “Dios”, personificado por Jesús Guerrero Solián, dice que ambos son la “sombra y el que camina”.
[ad id=”15278″]
 

 870 total views,  1 views today

Impactos: 48

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.